El sector ecuestre en Uruguay

El sector ecuestre en Uruguay

En los últimos años se percibe un dinamismo de algunas actividades asociadas al caballo, las que están relacionadas a precios del agro, crecimiento de la actividad económica, desarrollo del turismo rural, resurgimiento de la actividad hípica o el avance de deportes como el Enduro.

Uruguay cuenta con aproximadamente 425.000 cabezas de equinos, ocupando el segundo puesto mundial en relación a habitantes por caballo, y con exportaciones anuales de U$S 29 millones.

Según el estudio sobre “Caracterización y potencialidades del sector ecuestre en Uruguay”, el 87% de los animales corresponden a las categorías agro y servicios, entre el 7 y 8% a razas funcionales, entre el 4 y 5% a deportes ecuestres y entre 1 y 2% a turismo y enseñanza.

El estudio estuvo a cargo del Ing. Agr. Alejandro Ferrari, y fue auspiciado por el Ministerio de Turismo y Deporte, el Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca, el Ministerio de Educación y Cultura y coordinado por el Instituto Uruguay XXI.

El objetivo del estudio fue evaluar las características y potencialidades del sector Ecuestre en Uruguay con foco en la internacionalización del sector, así como evaluar el impacto económico de la actividad.

Dentro de los deportivos, la Hípica es la que nuclea la mayor cantidad de animales en actividad, un 39%; seguida por Enduro con un 22%, el Raid con el 11% y el Polo con el 5%.

Las exportaciones uruguayas de animales en pie para actividades deportivas, paseo o reproducción, promedian los 700 animales y los U$S 5 millones anuales durante los últimos tres ejercicios.

En lo que refiere a animales de Sangre Pura de Carrera, las exportaciones del país varían en función de los negocios esporádicos excepcionalmente destacados, mientras que las exportaciones de animales de Enduro han crecido de forma sostenida y más regular , pasando de poco más de 20 caballos en 2007 a casi 150 entre 2010 y 2011.

La carne y los subproductos de la faena son el principal rubro de exportación, representando unos U$S 23 millones anuales.

El sector generaría en salarios y servicios un monto aproximado a los de U$S 106 millones anuales en trabajo directo, correspondiendo el 60% a salarios de peones, vareadores y capataces que trabajan con el animal en su cría y actividad.

En función de la disponibilidad de información, el estudio estima que el aporte económico del sector ecuestre –tomado en su conjunto- ascendería a los U$S 335 millones anuales.

Las exportaciones totales, incluyendo las realizadas por los frigoríficos, ascienden a los U$S 29 millones anuales y representan un 9% del aporte del sector.

El principal aporte lo realizan los propietarios particulares con U$S 224 millones y un 67% del total. Lo sigue el aporte del público a través de apuestas y turismo de eventos con U$S 76 millones y una participación del 23%. Los aportes de jinetes no propietarios y sponsors son relativamente bajos y sumados representan menos del 2%.

Los principales temas abordados en el estudio presentado recientemente fueron: contexto internacional, existencias en Uruguay, exportaciones e importaciones, segmentación y mapeo del sector, generación de empleo, aporte económico y potencial de exportación y atracción de inversiones.