El comercio electrónico en China ofrece oportunidades interesantes a las empresas medianas del Uruguay

China es actualmente el principal socio comercial de Uruguay, y algo sobre lo que los uruguayos se pueden sentir satisfechos es que, además, esta balanza es positiva, si bien hasta ahora las exportaciones uruguayas se concentran principalmente en lo que podríamos denominar como “materias primas”: carne, madera, lana y soja.

Sin embargo, en los últimos años se ha desarrollado también una tendencia con empresas que comienzan a penetrar en el mercado asiático con otros productos o servicios con mayor valor agregado. En este sentido, el comercio electrónico, y en particular la modalidad de comercio electrónico transfronterizo (también llamado cross border), se vislumbra como un canal preferente para aquellas empresas uruguayas pequeñas y medianas que quieren comenzar a exportar al gigante Chino.

Debemos prestar atención al comercio electrónico cuando pensamos en exportar a China, ya que es precisamente en este país donde más se ha desarrollado esta nueva forma de consumo, muy por encima del otro gran mercado, que es Estados Unidos. En China actualmente más del 23% de todas las ventas minoristas tienen lugar a través del comercio electrónico.

Es importante distinguir además que cerca del 80% de todas estas transacciones tienen lugar en los market places controlados por dos grandes grupos tecnológicos de China, el famoso grupo Alibaba, con Jack Ma a la cabeza, y el no tan conocido pero igualmente importante y con una gran cuota de mercado, JD.com.

Los medios de pago también son únicos de esta región, donde prácticamente no se realizan compras mediante tarjetas de crédito, sino a través de medios de pago locales como alipay o wechat.

Por tanto, aquellas empresas que venden sus productos de manera regular en China, es más que probable que tengan sus tiendas virtuales en estas plataformas de comercio electrónico.

El comercio electrónico cross boder, sin embargo, está enfocado exclusivamente en productos de origen extranjero, y es en consecuencia un canal utilizado preferentemente por empresas extranjeras que comienzan su actividad comercial en China.

Esta modalidad ofrece ventajas administrativas, como por ejemplo estar exento de utilizar etiquetado en chino, pudiendo comercializarse en este canal tal y como se hace en Uruguay, sin necesidad de modificar el etiquetado o embalaje. Igualmente presenta ventajas fiscales, al reducirse o cancelarse el arancel y estar sujeto a un IVA reducido. 

En ocasiones presenta limitaciones logísticas, por ejemplo para productos alimentarios perecederos, y limitación en cuanto al gasto permitido anual por consumidor, que es cercano a USD 3.500. Pero es sin dudas un canal que ofrece grandes posibilidades y que muchas empresas extranjeras ya están utilizando con gran éxito.

Según CBN Data -el centro de datos de negocios financieros, establecido conjuntamente por First Financial y Alibaba-, en 2018 las ventas a través del comercio electrónico cross border aumentaron 25% respecto al 2017 y alcanzaron un monto de 511 Billones de RMB.

Es por esto que Zonamerica, en alianza estratégica con Uruguay XXI, ponen a disposición de las empresas uruguayas un servicio de diagnóstico, sin costo, sobre el potencial y oportunidad, de acceder a China a través del comercio electrónico.

El objetivo es brindar a las empresas información relevante y actualizada sobre las posibilidades reales de las empresas, como pueden ser la posición del producto en las plataformas dominantes como Alibaba o JD.com, formatos habituales, países de origen, precios, entre otros.

Con esta información las empresas conocerán las posibilidades reales para acceder al mercado chino y la conveniencia de utilizar este canal.

Lic. Javier Bahut

Country Manager de Zonamerica China

  • compartir